Aire (elemento)


Aire (elemento)
Para otros usos de este término, véase Aire (desambiguación).

En culturas antiguas, el aire es comúnmente visto como una fuerza universal o sustancia pura. Su importancia fundamental para la vida antigua puede verse en palabras como espíritu, inspirar, expirar y aspirar, todas derivadas del latín spirare ("respirar").

Tradiciones griegas

Símbolo para representar el aire.

El aire es uno de los elementos antiguos en la antigua ciencia y filosofía griega. De acuerdo a Platón, está asociado con el octaedro; es considerado ser caliente y húmedo. Los antiguos griegos usaban dos palabras para el aire: aer significando la parte baja de la atmósfera, y aither significando la parte alta y brillante de la atmósfera.[1]

El símbolo alquímico para el aire es un triángulo apuntando hacia arriba, biseccionado por una línea horizontal.

Referencias

  1. W. K. C. Guthrie, A History of Greek Philosophy, vol. 1, pp. 466, 470-71.

Véase también


Wikimedia foundation. 2010.