Huelga de hambre


Huelga de hambre
Para el grupo musical, véase Huelga de hambre (banda).

La huelga de hambre es una herramienta de lucha no violenta, que consiste en renunciar a cualquier tipo de alimentación para reivindicar el cumplimiento de algún derecho, eliminar reglas o normas consideradas ilegítimas por el sujeto huelguista.

Puede tener una duración determinada o ser ilimitada, en el segundo caso el desenlace final será la muerte por inanición que sobrevendrá entre los 60 y 90 días del comienzo de la misma.[1]

El médico debe respetar la autonomía de la persona (...) Toda decisión pierde fuerza moral si se toma involuntariamente bajo amenazas, presión o coerción de los pares. No se debe obligar a las personas en huelga de hambre a ser tratadas si lo rechazan. La alimentación forzada contra un rechazo informado y voluntario es injustificable. La alimentación artificial con el consentimiento explícito o implícito de la persona en huelga de hambre es aceptable éticamente y puede evitar que la persona alcance un estado crítico.
Declaración de Malta de la AMM sobre las Personas en Huelga de Hambre

Contenido

Definición

Una huelga de hambre no es más que la abstinencia de alimentos que se impone a sí misma una persona, en forma voluntaria mostrando de este modo su decisión de morir si no consigue lo que pretende. Esta actitud suele venir determinada por el deseo de poner en evidencia una situación de injusticia.

Una variante de la huelga de hambre, es el ayuno, que consiste en una restricción alimentaría por un período breve prefijado, a diferencia de la huelga de hambre, que por definición es por tiempo indeterminado.

Involucrados

Este tipo de huelgas estará constituido generalmente por lo siguiente:

  1. Los huelguistas que son los emergentes de un grupo social que integra la unidad significativa de protesta o reivindicación.
  2. El grupo de apoyo es un grupo de personas que voluntaria y responsablemente está dispuesta a colaborar en el buen desarrollo de la medida. Es de desear que ese grupo surja del mismo ámbito que los huelguistas (compañeros de trabajo, militantes sociales, etc.). Es el responsable del mantenimiento de la infraestructura, comunicaciones del grupo huelguista, u otras necesidades puntuales.
  3. El equipo técnico. Es condición imprescindible que sea interdisciplinario (auxiliares de enfermería, asistentes sociales, dietistas, médicos y psicólogos). Este grupo es el que frecuentemente falta.[2]

Aspectos fisiológicos

Durante la evolución de la huelga de hambre se suceden al igual que en ayuno tres fases:

  1. Primera fase: consumo principal de los hidratos de carbono de reserva.
  2. Segunda fase: consumo principal de las grasas
  3. Tercera fase: consumo grave de proteínas

Primera fase

La primera fase del ayuno o huelga de hambre dura aproximadamente un día y medio. En esta fase se consumen las reservas de glucosa almacenadas en el hígado y en los músculos. La reserva de glucosa para un hombre de características: (70 kg de peso y 1,74 m de altura) es de unos 300 gramos lo que equivale a unas 1.200 kcal (puesto que se obtienen unas 4 kcal/g de la combustión de 1 g de glucosa).

Existen dos objetivos principales en las primeras fases del ayuno:

  1. el mantenimiento de la glucosa para el cerebro
  2. el mantenimiento de las proteínas

Durante los dos primeros días se consume la glucosa circulante y la glucosa hepática almacenada en forma de glucógeno, así como la glucosa muscular. La glucemia disminuye a los dos o tres días para comenzar a utilizarse las grasas, ácidos grasos y los cuerpos cetónicos.

El glucógeno necesita una gran cantidad de agua para almacenarse, así para almacenar un gramo de glucógeno muscular se necesitan 4 g de agua, por lo tanto se trata de un tipo de energía a utilizar y consumir en casos de necesidad como es el ayuno hídrico. Como se necesita tanta agua para depositarse a nivel intracelular el gramo de glucógeno solo se obtendrán una o dos kilocalorías. Todos estos datos llevan a la conclusión de que la glucosa almacenada en el organismo, ya sea como tal o como glucógeno se consume rápidamente. Así los hidratos de carbono almacenados son insuficientes a nivel energético. El glucógeno muscular puede proporcionar energía para unas 12 horas.

La glucemia desciende durante los primeros días de 10 a 15 mg Y así la célula beta del páncreas deja de liberar insulina. El descenso de la insulina puede hacer que el músculo libere proteínas, principalmente aminoácidos como la alanina necesarios para la gluconeogénesis, obteniéndose 180 g de glucosa, 140 de los cuales se transformarán en CO2 y H2O a nivel cerebral. Unos 36 g se reciclan con la glicólisis anaerobia (hematíes, leucocitos, médula ósea y renal) llegando a piruvato y lactato volviendo a formar glucosa por el ciclo de Cori. En este ciclo de Cori se convierten dos moléculas de lactato en glucosa, utilizando energía hepática de la oxidación grasa y evitándose así la gluconeogénesis a partir de proteínas.[3]

Segunda fase

En esta segunda fase que ocurre a partir del quinto día aproximadamente el organismo pasa de consumir la glucosa y el glucógeno almacenados a consumir las grasas. En el organismo humano existen aproximadamente unos 10-11 kg de grasa que aportan a partir de 9 kcal/g unas 100.000 kcal, y pueden durar más de 40 días. El epiplón, la grasa perirrenal y el tejido subcutáneo constituyen la reserva energética más importante y están completamente disponibles para tal fin

En el ayuno o huelga de hambre tenemos dos fuentes de energía:

  1. proteínas musculares
  2. triglicéridos del tejido adiposo

Y dos vías de utilización:

  1. combustión total de glucosa, como va a suceder en el cerebro
  2. la glicólisis anaerobia, como va a ocurrir en los hematíes, y los ácidos grasos libres y cuerpos cetónicos por el resto del organismo

Entre la fase primera y la segunda fase del ayuno si se pierden algunas proteínas musculares no ha de ser de forma excesiva por que los hechos demuestran que no se pierde excesiva masa muscular incluso con ayunos de dos o tres semanas.

Los cuerpos cetónicos que son productos de la degradación de las grasas en este momento pueden ser también utilizados para la formación de energía llegando a aportar dos terceras partes de la energía total que necesita en cerebro, este proceso ocurre al cabo de las 2 semanas de huelga y el consumo de estos cuerpos explica el mal aliento y el mal olor de la orina.

En esta fase empiezan a dañarse órganos importantes como el hígado y los riñones y una vez se alcanza la semana de ayuno, la acidosis afecta a la función del corazón empeorando la circulación y el cerebro empieza a tener fallos por la falta de riego perdiendo algunas funciones.

Tercera fase

A partir del vigésimo día de huelga se comienzan a consumir principalmente proteínas musculares. Se produce un apetito desmedido tras un gran adelgazamiento y una gran debilidad y tras una pérdida de interés por la comida durante casi todo el ayuno excepto durante los dos o tres primeros días. La albuminemia y los edemas son una prueba de la autofagia y de la autodigestión proteica. Se puede producir a partir de los 20, 30 o 40 días o incluso más y varía en función de las características constitucionales de cada individuo.

Dependiendo de cada organismo a partir de los 30 días la desnutrición afecta a todos los sistemas y comienza a experimentarse un cansancio desmesurado que prácticamente impide hablar. Ya a partir de los cuarenta o cincuenta días, el deterioro se hace notable por el desgaste físico, produciendo inmovilidad y llegando a producir pérdidas de consciencia por la falta de energía. La muerte por inanición se puede llegar a producir por falta de riego al cerebro o por un fallo cardiaco.[4]

las reservas energéticas para un hombre medio de 70 kg de peso y 1,7 m de altura. Teniendo un metabolismo basal de 40 kcal/h, posee un requerimiento energético de 1.700 kcal/en 24 h . Teniendo una reserva energética de 125.640 kcal teóricamente podría resistir con un ayuno hídrico 74 días.
Cahill y Owen

Casos

Personas que llevaron a cabo huelga de hambre sin que esta llegase a un término fatal para el huelguista:

Johanna Choapa,17 años,estudiante chilena, 71 días sin comer, exigiendo una mejor educación. [cita requerida]

Maura Roque,18 años, estudiante chilena, 71 día sin comer, exigiendo una mejor educación. [cita requerida]

Fallecidos por huelgas de hambre

Presos políticos en Cuba

durante los 51 años de el trato a los presos políticos ha sido deplorable --trabajo forzado, torturas, palizas, malnutrición, falta de atención médica, y hasta asesinatos a manos de los guardias penitenciarios. Muchos han recurrido a huelgas de hambre para exigir un trato humano. Lamentablemente, algunos han pagado con sus vidas.
Informe en español sobre muertos en huelgas de hambre de Archivo Cuba
Existen principios bioéticos que obligan al médico a respetar la decisión de una persona que ha decidido iniciar una huelga de hambre.

Por tanto, de ningún modo puede forzársele a ingerir alimentos, como hacen cotidianamente las autoridades norteamericanas en las cárceles y centros de tortura de Guantánamo, Abu Ghraib y Bagram, en violación de los derechos de los detenidos.

La medicina solo puede actuar cuando el paciente ha entrado en shock, fase en que como regla resulta tarde, pues el ser humano está en los límites de la supervivencia, lo que se llama punto de no retorno.

(...)Cuba, que ha demostrado con creces que tiene como divisa principal la vida y la dignidad del ser humano, no aceptará presiones ni chantajes.[5]
Periódico Granma Órgano Oficial del PCC

Holger Meins, miembro militante de la Fracción del Ejercito Rojo muere el 9 de noviembre de 1974 a los 33 años, pesando tan sólo 45 kilos con 1,82 metros de estatura, en la prisión de Stuttgart-Stammheim. Meins fué obligado a ingerir alimentos por medio de una sonda nasogástrica, su muerte fue clasificada como "suicidio", esta provocó protestas e indinación a lo largo de toda Europa.

Roberto López Chávez, de 25 años, murió el 11 de diciembre de 1966 en la prisión de Isla de Pinos. En prisión desde 1961, comenzó su huelga de hambre en protesta de una salvaje golpiza por los guardias. Le trasladaron a una celda de castigo y le negaron agua, lo que empeoró su condición. Estaba tirado en el suelo boquiabierto y gritaba pidiendo agua cuando varios guardias entraron a su celda y uno orinó en su boca. Murió al día siguiente, en día nro. 70 de su huelga, sin recibir atención médica.

Luis Álvarez Ríos, de 31 años, murió el 9 de agosto de 1967 en la prisión Castillo del Príncipe de La Habana. Había sido condenado a 20 años de prisión por contrarrevolución. Él y otros presos iniciaron una huelga de hambre pidiendo ser separados de los delincuentes peligrosos. Al 11vo día, las autoridades carce-larias aceptaron negociar y los presos depusieron la huelga. Pero, no se les prestó atención médica y, en cambio, se les sirvió comida pesada. Los presos médicos dijeron era peligroso comer así, ya que el cuerpo debe ingerir alimentos gradualmente luego de un ayuno. Un grupo de presos comió y Álvarez Ríos murió casi de inmediato. A la familia sólo se le permitió un funeral de dos horas.

Francisco Aguirre Vidarrueta, murió en septiembre de 1967 en la prisión Castillo del Príncipe de La Habana. Se negaba a vestir el uniforme azul de los presos comunes y pedía ser reconocido como preso político.

Carmelo Cuadra Hernández, murió el 21 de julio de 1969 en una prisión de La Habana en huelga de hambre, sin atención médica.

Pedro Luis Boitel, de 34 años, murió el 25 de mayo de 1972 en la prisión Castillo del Príncipe, La Habana. Líder de la lucha contra Batista, lo condenaron a 10 años por el contrario-revolución por oponerse al secuestro del ideal democrático. En la cárcel sufrió torturas, palizas y abusos y se le prolongó la sentencia. Junto a otros presos, participó en muchas huelgas de hambre en protesta de los fusilamientos y exigiendo derechos de presos políticos. Murió el 12vo año de su encierro, día 53 de huelga, sin asistencia médica y maltra-tado por los guardias mientras agonizaba. Al morir, la Seguridad de Estado agredió a su madre viuda y la aisló en su casa.

Olegario Charlot Spileta, murió el 15 de enero de 1973 en la prisión de Boniato, Santiago de Cuba, en huelga de hambre, sin recibir atención médica.

Enrique García Cuevas, murió el 23 de mayo de 1973 en la prisión provincial de Pretensado, Las Villas. Comenzó su huelga en la prisión de Manacas, ya débil por la desnutrición, en protesta por el trabajo forzado y las condicio-nes inhumanas. Con 25 días de huelga, lo trasladaron a otra prisión, donde murió sin atención médica.

Reinaldo Cordero Izquierdo, murió el 21 de mayo de 1975 en una prisión de Pinar del Río. Después de servir su sentencia de 10 años, se la aumentaron arbitrariamente. Durante su último año de reclusión había sido torturado severamente. Comenzó su huelga exigiendo su liberación y murió en su celda por complicaciones, sin atención médica.

José Barrios Pedré, murió el 22 de septiembre de 1977 en la prisión Pretensado, Las Villas. Comenzó su huelga de hambre recluido en una celda de máximo castigo.

Santiago Roche Valle, de 45 años, murió el 8 de septiembre de 1985 en la prisión Kilo 7 de Camagüey. Sufrió un paro cardíaco, sin haber recibido atención médica.

Nicolás González Regueiro, de 42 años, murió el 16 de septiembre de 1992 en la prisión de Manacas, Las Villas. Estaba cumpliendo 4 años de prisión por distribuir propaganda enemiga cuando le salió una úlcera duodenal. Comenzó su huelga para protestar la falta de medicina y su encierro entre delincuentes.

Orlando Zapata Tamayo, de 42 años, murió el 23 de febrero de 2010 al día 82 de su huelga. Arrestado en 2003 y en condenado en 2004 a 3 años por desacato, desorden público y desobediencia, fue designado preso de conciencia por Amnistía Internacional. En prisión, le aumentaron su sentencia a más de 30 años por protestar contra los abusos que sufría. Luego de numerosas palizas y torturas, comenzó su huelga exigiendo su integridad física y ser reconocido como preso político. Por 18 días, se le negó agua de tomar, lo que condujo a insuficiencia renal. Luego, lo dejaron desnudo bajo un aire acondicionado y le dio neumonía. Horas antes de su muerte, lo llevaron al Hospital Clínico Quirúrgico Hermanos Ameijeiras en La Habana.[6]

Huelguistas Venezolanos

Franklin Brito Rodríguez. Productor agropecuario de 49 años de edad, fallece el 30 de Agosto de 2010, en el Hospital Militar de Caracas, en donde había sido recluido en contra de su voluntad por órdenes expresas de la Defensora del Pueblo, Gabriela Ramírez. Desde el 2 de julio de 2009, Brito habría realizado sucesivas huelgas de hambre como medida de presión para solicitar la entrega de sus tierras e indemnización para su familia debido a la expropiación de las mismas. La última la inició el 1 de marzo de 2010, con consecuencias fatales para su organismo. Al momento de su muerte pesaba 35 kilogramos, siendo un hombre de 1,90 metros de estatura.[7]

Francisco Alves Félix. Un empresario portugués que vive en Venezuela comenzó el domingo 5 de septiembre del 2010, una huelga de hambre para evitar la confiscación de bienes e instó al Gobierno portugués para que interceda con sus homólogos venezolanos por que se respeten sus derechos.[8]

"Me declaro en huelga de hambre y le pido al gobierno portugués para que interceda ante el gobierno venezolano, que cumplan con las leyes y la Constitución de Venezuela y de respetar la propiedad privada", dijo Francisco Alves Félix, reporta el Jornal de Noticias de Portugal.[8]

El empresario explicó que los funcionarios del Instituto Nacional de Tierras (INTI) quieren confiscar 2,7 hectáreas de su propiedad, una zona industrial del valle de Mozanga en el estado venezolano de Carabobo (200 kilómetros al oeste de Caracas). Sin embargo el día miércoles 8 de septiembre del 2010 levantó la protesta tras una reunión que sostuvo con las autoridades locales que descartaron la posibilidad de confiscarle sus tierras.

"Tomé el compromiso con el señor ministro (de Agricultura) de terminar a partir de este momento la huelga de hambre", dijo el empresario Francisco Alves.[9]

Presos republicanos irlandeses

Véase: Huelga de hambre de 1981 en Irlanda del Norte.

Referencias

  1. Médicos del Servicio de Endocrinología de la clínica de la Concepción, de Madrid. www.elpais.com
  2. http://www.monografias.com/trabajos21/huelga-hambre/huelga-hambre.shtml Monografías
  3. http://www.monografias.com/trabajos21/huelga-hambre/huelga-hambre.shtml Monografías: Aspectos fisiológicos a tomar en cuenta
  4. http://www.laprovincia.es/especiales/aminatu-haidar/huelga-hambre.html La Provincia: Los plazos de la inanición
  5. http://www.granma.cubaweb.cu/2010/03/08/nacional/artic02.html Granma: Cuba no acepta presiones ni chantajes
  6. http://cubaarchive.org/database/ Proyecto Verdad y Memoria
  7. http://www.eluniversal.com/2010/08/30/pol_ava_fallece-franklin-bri_30A4405213.shtml
  8. a b «Empresario luso inicia huelga de hambre para defender tierras - El Universal.». Consultado el 8 de septiembre de 2010.
  9. «Empresario portugués levanta huelga de hambre - El Universal.». Consultado el 8 de septiembre de 2010.

Véase también

  • Noviolencia

Enlaces externos


Wikimedia foundation. 2010.

Mira otros diccionarios:

  • Huelga De Hambre — Infobox musical artist Name = Huelga de Hambre Img capt = deletable image caption Background = group or band Origin = flagicon|Peru Lima, Peru Genre = Grunge en Español Years active = 1994 2000 Label = Associated acts = URL = http://www.angelfire …   Wikipedia

  • huelga de hambre — ► locución Abstinencia total de alimentos que se impone de forma voluntaria una persona y con la que manifiesta su decisión de morirse si no consigue lo que pretende …   Enciclopedia Universal

  • huelga de hambre — Derecho. Abstinencia total de alimentos que se impone a sí misma una persona, mostrando de este modo su decisión de morirse si no consigue lo que pretende …   Diccionario de Economía Alkona

  • huelga de hambre — Derecho. Abstinencia total de alimentos que se impone a sí misma una persona, mostrando de este modo su decisión de morirse si no consigue lo que pretende …   Diccionario de Economía

  • Huelga de hambre (banda) — Huelga de hambre Huelga de hambre en 1998. De izq. a der. Jose Gallo , Hugo Vecco , Jhovan Tomasevich y Diego Larrañaga Datos generales Origen …   Wikipedia Español

  • Huelga de hambre de 1981 en Irlanda del Norte — Bandera conmemorativa del 25 aniversario de las huelgas de hambre. La Huelga de hambre irlandesa de 1981 fue la culminación de cinco años de protestas durante la época de Los Problemas por parte de los republicanos irlandeses prisioneros en… …   Wikipedia Español

  • Huelga — Strike , pintura de Stanisław Lentz. La huelga o paro es la suspensión colectiva de la actividad laboral por parte de los trabajadores con el fin de reivindicar mejoras en las condiciones de trabajo o manifestarse contra recortes en los derechos… …   Wikipedia Español

  • hambre — (Del lat. vulg. *famen, ĭnis). 1. f. Gana y necesidad de comer. 2. Escasez de alimentos básicos, que causa carestía y miseria generalizada. 3. Apetito o deseo ardiente de algo. hambre calagurritana. f. coloq. hambre muy violenta. hambre canina. f …   Diccionario de la lengua española

  • huelga — sustantivo femenino 1. Suspensión del trabajo por parte de los empleados para protestar u obtener mejoras laborales: La huelga de transportistas fue desconvocada ayer. Los obreros de la fábrica se pusieron en huelga. huelga de brazos caídos… …   Diccionario Salamanca de la Lengua Española

  • hambre — sustantivo femenino 1. (no contable) Pragmática: intensificador. (no contable) Necesidad o ganas de comer: Aunque he comido, me he quedado con hambre. Tiene hambre. Me está entrando hambre. hambre canina Hambre muy intensa. 2. (no contable)… …   Diccionario Salamanca de la Lengua Española


Compartir el artículo y extractos

Link directo
Do a right-click on the link above
and select “Copy Link”

We are using cookies for the best presentation of our site. Continuing to use this site, you agree with this.