Pena capital en América Latina


Pena capital en América Latina

Pena capital en América Latina

Pena de muerte en el mundo (06/2005):      Suprimida para todos los crímenes      Suprimida para los crímenes no cometidos en circunstancias excepcionales (como los cometidos en tiempo de guerra)      Contemplada como sanción penal, pero suprimida en la práctica      Contemplada como sanción penal, aún aplicada

La pena de muerte ha sido aplicada por todos los países de América Latina en algún momento histórico, aunque a inicios del siglo XXI está prohibida en la mayoría. Solamente Bahamas, Cuba, Guatemala, Guyana, Jamaica, Trinidad y Tobago y algunas de las Pequeñas Antillas continúan aplicándola. Además, en Bolivia y Perú algunas comunidades indígenas continúan ejecutando a ladrones, secuestradores y otros criminales, a pesar de que son lugares donde la pena de muerte ya no es legal. Durante el siglo XX algunos países celebraron ejecuciones solamente durante los periodos de dictadura. En general se ajustició a los opositores al régimen de turno.

La pena de muerte en Iberoamérica por países

Lista de países que en el pasado aplicaron la pena capital legalmente:

Los únicos países de la zona que aplican la pena de muerte son Cuba y Guatemala. La última ejecución se produjo en 2004. Dos hombres que secuestraron un barco para llegar a Miami, fueron capturados por la policía cubana y posteriormente condenados.

Argentina

Respecto a Argentina, no se suele considerar a los desaparecidos entre 1976 y 1983 como ejecutados legalmente, puesto que se trataba de ejecuciones realizadas subrepticiamente. El 6 de agosto de 2008 el Congreso de la Nación abolió el Código de Justicia Militar, que era el último remanente de aplicación posible de la pena de muerte en el país.[1]

Chile

Ver Pena de muerte en Chile.

Guatemala

A pesar de que en Guatemala se debatió que la pena de muerte fuera eliminada, el 12 de febrero de 2008 el congreso votó por su restitución. Apoyaron esta medida los dos partidos mayoritarios, Unidad Nacional de la Esperanza y Partido Patriota, que consideraban necesario mantener este "castigo ejemplar" ante la constante violencia.[2] La muerte de los ya condenados estaba en espera y con esta decisión podrán ser ejecutados. Rápidamente Amnistía Internacional emitió un comunicado instando al presidente a dar marcha atrás y acusando al gobierno de no haber hecho ninguna medida positiva contra la violencia.[3] El partido Encuentro por Guatemala votó en contra.

Puerto Rico

En Puerto Rico la pena de muerte no es legal. Se aplicó hasta que en 1952 se aprobó la constitución prohibiendo este castigo capital. En 2006 el gobierno de los Estados Unidos quiso imponer la pena capital en la isla. Esto originó una fuerte controversia entre el gobierno estadounidense y las autoridades puertorriqueñas. El gobierno estadounidense prefirió retirar su propuesta.

Venezuela

La abolición legal de pena de muerte sucedió en 1863, bajo la presidencia de Juan Crisóstomo Falcón, con el decreto de Garantías.[4] Esta abolición será inscrita en la nueva Constitución de 1864.[5] Desde esta fecha, la prohibición de la pena de muerte ha estado inscrita en todas las constituciones de la República, siendo el país uno de los primeros Estados abolicionistas del mundo.

Otras regiones

En otras regiones todavía se contempla la posibilidad de ejecutar a ciertos criminales. Se trata de países como Bahamas, Guyana, Jamaica, Trinidad y Tobago y algunas de las Pequeñas Antillas. En las colonias europeas pertenecientes a Francia, el Reino Unido y los Países Bajos la pena de muerte no es legal.

Referencias

Obtenido de "Pena capital en Am%C3%A9rica Latina"

Wikimedia foundation. 2010.