Platyrrhini


Platyrrhini
Commons-emblem-notice.svg
 
Monos del nuevo mundo
WhiteFacedSaki.jpg
Sakí cara blanca, Pithecia pithecia
Clasificación científica
Reino: Animalia
Filo: Chordata
Clase: Mammalia
Orden: Primates
Suborden: Haplorrhini
Infraorden: Simiiformes
Parvorden: Platyrrhini
E. Geoffroy 1812
Familias

Los platirrinos (Platyrrhini, del griego πλατυς, platys, "plano", y ρινος, rhinos, "nariz") o monos del nuevo mundo son un grupo que comprende a las cinco familias de primates nativas de América Central y del Sur: Cebidae, Aotidae, Pitheciidae, Atelidae y Callitrichidae.[1]

Contenido

Características físicas y comportamiento

Una especie de la familia Callitrichidae: el tití de pincel negro.
Una especie de la familia Aotidae: el mirikiná panameño.

A diferencia de los primates africanos y asiáticos (globalmente conocidos como catarrinos), los platirrinos, con la excepción del guacarí (Cacajao spp.), presentan colas largas en relación a la masa corporal y frecuentemente prensiles, así como hocicos achatados, con las narinas en posición lateral. Son comúnmente más pequeños que los catirrinos, y de hábitos arborícolas —para lo cual la cola funciona como un quinto miembro de locomoción—, por lo que su observación resulta más dificultosa. Se alimentan principalmente de frutas, que complementan con hojas, insectos y animales pequeños. Muchas especies muestran organizaciones tribales territoriales, e incluso se presenta asociaciones de los grupos de dos especies diferentes como el mono ardilla y el capuchino, que en el caso de los titís llegan hasta la defensa conjunta de un territorio común. En algunas especies ocurre el establecimiento de parejas monógamas de por vida, compartiendo las tareas de cuidado de las crías, algo raramente visto en los catirrinos.

Habitan por lo general las áreas intertropicales húmedas, densamente arboladas. La deforestación masiva ha puesto en riesgo su hábitat y amenazado varias especies en los últimos años. Anteriormente, su área de dispersión abarcaba desde el límite sur de la región chaqueña y la selva paranaense —aproximadamente la latitud de la ciudad de Buenos Aires— hasta las cercanías del istmo de Tehuantepec y la falla del río Balsas en el sur del actual México.

Una especie de la familia Cebidae: el mono cariblanco.

Origen

Una especie de la familia Pitheciidae: el sakí cariblanco.
Una especie de la familia Atelidae: el mono aullador rojo.

Dado que el orden de los Primates apareció al final del periodo Cretácico (hace unos 60 millones de años) en África, la cuestión de cómo aparecieron en América ha sido muy debatida.

El fósil de mono más antiguo que se ha encontrado en el Nuevo Mundo es Branisella boliviana, del Oligoceno de Bolivia, de características primitivas pero claramente un haplorrhini.

Las dos posibles vías propuestas para la llegada de los antepasados de Branisella a América del Sur son:

En ambos casos se tuvo que cruzar por fuerza una extensión de mar respetable, flotando a la deriva sobre ramas y árboles caídos accidentalmente durante las tormentas tropicales.[2] En aquel tiempo aún no se formaba el Istmo de Panamá, por lo que las corrientes oceánicas y el clima eran muy diferentes a los actuales.

Dado que en Norteamérica sólo hubo formas primitivas como adapiformes y plesiadapiformes, similares a los actuales lémures que se extinguieron a finales del Oligoceno, la teoría con más fuerza es la de un poblamiento de origen africano que se produjo a finales del Eoceno o comienzos del Oligoceno, más o menos en la misma época en que los ancestros de los roedores sudamericanos (chinchillas, maras, capibaras, cuyes, etc.) llegaron también desde África, quizás incluso en un mismo proceso migratorio único. En cualquier caso, monos del Nuevo Mundo y monos del Viejo Mundo evolucionaron a partir de entonces, aislados unos de otros, volviendo a encontrarse de nuevo sólo cuando el hombre llegó a América hace unos 15.000 años.

Cladograma de los monos del Nuevo Mundo.

Referencias

  1. Wilson, Don; Reeder, DeeAnn, eds (2005). «Simiiformes». Mammal Species of the World (3ª edición). Baltimore: Johns Hopkins University Press, 2 vols. (2142 pp.). ISBN 978-0-8018-8221-0. http://www.bucknell.edu/msw3/browse.asp?id=12100177. 
  2. Sellers, Bill (20-10-2000). «Primate Evolution» (PDF) págs. 13–17. University of Edinburgh. Consultado el 23-10-2008.

Enlaces externos


Wikimedia foundation. 2010.